Columna de Opinión por @hectordelbar

Saludos y un deportivo saludos para todos mis lectores silenciosos. Soy @hectordelbar y una semana más voy a comentar los aspectos del mundo del wrestling que más me han llamado la atención en estos días.

En primer lugar, en contra de lo que acostumbro a hacer, voy a lanzar una predicción sobre la Royal Rumble. Simplemente guiado por un indicio que descubrí el domingo, todo me hace pensar que la WWE se va a pegar un tiro en la pierna (otra vez), y el vencedor y contendiente al título máximo en Wrestlemania será Roman Reigns.

Os preguntaréis cuál es el indicio… Pues bien, tengo dos. El secundario, pero bastante revelador es esta imagen de un programa…

roman reigns

Y el principal es el listado de los luchadores que estarán presentes en Wrestlemania Axxess para los accesos VIP (75$ por luchador) y Premium VIP (175$ por luchador). Los VIP son Flair, Bryan, Orton, Wyatt, Ambrose, Rollins y Hart. Los Premium VIP son Hogan, Reigns, Cena, Triple H, Sting y Michaels.

Está claro que la WWE quiere vender a Reigns como la próxima gran superestrella (además de despreciar las carreras de Flair y Hart). La duda es si los fans están preparados para comprar esa gran superestrella, o si tendremos un Batistazo como el año pasado y tendrán que cambiar de planes otra vez en el último momento para evitar que los fans hundan el espectáculo.

Me comentaba Pablo, que vivió la experiencia Wrestlemania el año pasado, que conseguir las entradas VIP y Premium VIP de Axxess desde España es bastante complicado, ya que vuelan según salen para luego sacarlas en la reventa, donde pueden alcanzar precios astronómicos. El pasado año se pedían más de 1000$ por las entradas para ver a Cena y al Undertaker (1000$ cada uno, ojo, que las entradas VIP son para una sola firma de luchadores VIP). Y la reventa tuvo que dejar las entradas VIP de Batista a 100$, cuando en taquilla costaron 175$. Realmente fue algo único, pero dejó claro el sentir de los espectadores. No tenían ningún interés en el luchador que les habían colocado como “principal atracción”.

Claramente la WWE tiene sus planes para Reigns desde hace tiempo, y no parece que quiera cambiarlos pese a su ausencia por lesión durante los últimos meses, sus problemas con las promos y lo escaso de su repertorio. Es evidente que “está en el buen camino”, mejorando, intentando cosas distintas, trabajando… Pero ¿es suficiente para ser la máxima atracción del show más importante del año? En mi opinión no.

Vuelve TNA. Vuelve Impact.

 Tras una larga temporada sin ver TNA (básicamente desde que Hogan desembarcó y aquella promoción se convirtió en un mal chiste), decidí darle una oportunidad a su nueva encarnación en su nuevo canal Destination America. Este primer show se emitió en falso directo (para censurar los cánticos de los espectadores) desde el Manhattan Center, y la verdad es que el exceso de celo de los censores americanos deslucieron el maravilloso público que acostumbra a acudir a este templo del wrestling. (El Manhattan Center si es un templo, y no el chiringuito de Lucha Underground).

La intro del show está muy bien producida, mostrando a los principales luchadores (algunos totalmente desconocidos para mi) preparándose para llegar al Manhattan Center… y cuando llegan tenemos la primera en la frente. Todos los luchadores empiezan a pelearse entre sí en plan batalla campal a las puertas del Manhattan Center, entrando al recinto y peleando en todas partes salvo el ring. Y ante tanto despropósito, que supongo estaba pensado para marcar el “tono” de este nuevo programa, esto es… “aquí venimos a pelear”, mis oídos se alegran al escuchar los comentarios de Josh Mathews. Muy buena sensación a lo largo de todo el show, junto con los comentarios de Tazz. El equipo de comentaristas funciona de largo, mejor que cualquier otro, centrándonos en la acción, vendiendo los puntos fuertes y la historia, sin caer en el pedantismo de Matt Striker y Vampiro en Lucha Underground ni en los comentarios insufribles de WWE.

MVP ha envejecido fatal, pero ha aprendido a luchar de forma más realista… aunque el street fight con Angle es bastante lamentable con lo que ha sido Angle. No sé yo si está en condiciones de seguir en un buen nivel, o si hubiera sido mejor para él y para el negocio que se retirara a un discreto segundo plano. Veremos.

El resto de combates fueron bastante correctos, especialmente el Low Ki vs Aries. Desde luego a nivel luchístico, muy por encima de la media de Raw… aunque habrá que ver más episodios para ver si esta es la tónica o si simplemente era un primer episodio en el que había que enganchar a la audiencia.

El final del show, me hizo revivir viejos fantasmas de lo que puedo llamar “bookeo de mierda”. Interferencias, sillazos por parte de terceros que el árbitro no ve… Algo que me parece ridículo para un primer show que pretende enganchar. No conozco a los señores que lo perpetraron, no sé por qué lo hicieron, y me importa una mierda. Sólo sé que se cargaron el Main Event y no me enganchó la forma de hacerlo para ver la semana próxima cómo evoluciona.

Y por último, las mujeres… Knockouts como les gusta llamarlas en TNA. Me parece lamentable que pongan en juego el título en una Battle Royal, pero por otro lado, también es una buena forma de enseñarnos todo el roster femenino… o casi, porque una de las luchadoras no participó pero entró a pegar a su exnovio, que resulta que era colega de otros que acompañaron a Velvet Sky y a Angelina Love (denuncia a tu cirujano hija mía) en plan chulazos y DJ comomemolo al ring… en fin, más “mierda de culebrón”.

A lo que iba, tienen un buen roster femenino y espero que le den tiempo a la lucha femenina y no sólo al culebrón. Sobre todo ahora que ha vuelto Amazing Kong y que parece que va a tener un buen feudo con Havok, que es alguien de su tamaño. Además, tanto Kong como Havok, más allá de lucir como monstruos, han dado buenos combates con otras luchadoras (especialmente con Gail Kim, que es una maravilla verla).

 Una semana más, me despido recordando que esta columna es mucho mejor con vosotros, si dejáis vuestros comentarios o me los hacéis llegar a @hectordelbar. Y si tenéis unos  minutillos, podéis disfrutar de algo que quizá veamos de nuevo este año en TNA. Y lo cierto, es que a mí me apetece bastante.

Un pensamiento en “Columna de Opinión por @hectordelbar

  1. Pues a mi el comienzo del Impact me parecio de risa, muy West Side Story, heche en falta que se pusieran a cantar como bandas rivales.

    Las peleas entre el publico absurdas, ¿quieres vender wrestling y un ring o barriobajeros?

    Esta semana pasada tuvimos una pelea en la puta calle, mientras con total impunidad se veia un coche de policia, ¿que pasa que la policia de NY es tonta? Si quieres darle veracidad evita esto, sobre todo cuando el programa es grabado.

    Me gusta

Responder a Tequila Cancelar respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s